21 mar. 2011

Sitges 2011

El sábado me levanté a las 5 de la noche (eso ni era madrugada ni ná...). ¡¡Por fin había llegado el gran día!! Me sentía como una niña que se iba de excursión.
Salímos a las 6 y media desde Monzón en autobús, recogiendo luego las chicas de Binéfar y llegamos a buena hora a Sitges. Un día espléndido, sol, olor a mar, el sonido del romper de las olas en la playa.....
Visitamos durante toda la mañana las exposiciones en los diferentes sitios (primero los que estaban en el centro de Sitges) y luego subimos en autobus al Centre de Diseny a ver las obras que habían entrado a concurso de este año.

Eso sí, entre medio de todo ese trajín nos íbamos quitando "capas" de ropa porque hacía un día caluroso y también tuvimos tiempo de sentarnos en una terracita a tomar un refresco.
Todas las exposiciones mostraban unas obras IMPRESIONANTES. Eso sí, muchas de ellas se podrían calificar más bien como Arte Textil y ya no patchwork, tal como lo entiendo yo (puedo equivocarme... claro).
La organización - en grandes rasgos - bien. Peeerooo.... ¿Las personas con alguna discapacidad física (sillas de ruedas, dificultades a la hora de andar o moverse....) no tienen derecho a ver las exposiciones? No había ninguna facilidad. Todo eran escaleras, escalones, subidas y bajadas.... una carrera de obstáculos para una persona que no está en plenas facultades físicas...
A mediodía nos sentamos en frente de la playa a comernos nuestro bocata, tomar el sol y disfrutar de las vistas...
Por la tarde nos lanzamos a las dos carpas en el paseo marítimo donde estaban las tiendas. Mucha gente, muchas cosas para ver y para comprar... ¡Una locura!


Y - claro - compré. Al final de la segunda carpa había un stand de una señora alemana - Heide Stoll Weber - que vendía telas teñidas a mano. ¡¡Preciosas!! Compré esas telas y algún día me haré una cosa muy especial con ellas. Aparte caí en la tentación con un libro de Sue Spargo (que admiro por sus geniales aplicaciones en lana etc.) y unos botones con tonos otoñales y ojitos movibles para hacer algún muñeco etc.

Finalmente nos compramos un helado buenísimo y nos sentamos en el paseo a disfrutarlo, viendo pasar a la gente y disfrutando del ambiente.
Llegamos a Monzón a las 10 y pico de la noche. Agotadas, cansadas... pero felices.

1 comentario:

Carol dijo...

Os cundió bien el dia y se nota que lo pasasteis genial.
¡¡Vaya compras más chulas!!
Besicos!!

21 mar. 2011

Sitges 2011

El sábado me levanté a las 5 de la noche (eso ni era madrugada ni ná...). ¡¡Por fin había llegado el gran día!! Me sentía como una niña que se iba de excursión.
Salímos a las 6 y media desde Monzón en autobús, recogiendo luego las chicas de Binéfar y llegamos a buena hora a Sitges. Un día espléndido, sol, olor a mar, el sonido del romper de las olas en la playa.....
Visitamos durante toda la mañana las exposiciones en los diferentes sitios (primero los que estaban en el centro de Sitges) y luego subimos en autobus al Centre de Diseny a ver las obras que habían entrado a concurso de este año.

Eso sí, entre medio de todo ese trajín nos íbamos quitando "capas" de ropa porque hacía un día caluroso y también tuvimos tiempo de sentarnos en una terracita a tomar un refresco.
Todas las exposiciones mostraban unas obras IMPRESIONANTES. Eso sí, muchas de ellas se podrían calificar más bien como Arte Textil y ya no patchwork, tal como lo entiendo yo (puedo equivocarme... claro).
La organización - en grandes rasgos - bien. Peeerooo.... ¿Las personas con alguna discapacidad física (sillas de ruedas, dificultades a la hora de andar o moverse....) no tienen derecho a ver las exposiciones? No había ninguna facilidad. Todo eran escaleras, escalones, subidas y bajadas.... una carrera de obstáculos para una persona que no está en plenas facultades físicas...
A mediodía nos sentamos en frente de la playa a comernos nuestro bocata, tomar el sol y disfrutar de las vistas...
Por la tarde nos lanzamos a las dos carpas en el paseo marítimo donde estaban las tiendas. Mucha gente, muchas cosas para ver y para comprar... ¡Una locura!


Y - claro - compré. Al final de la segunda carpa había un stand de una señora alemana - Heide Stoll Weber - que vendía telas teñidas a mano. ¡¡Preciosas!! Compré esas telas y algún día me haré una cosa muy especial con ellas. Aparte caí en la tentación con un libro de Sue Spargo (que admiro por sus geniales aplicaciones en lana etc.) y unos botones con tonos otoñales y ojitos movibles para hacer algún muñeco etc.

Finalmente nos compramos un helado buenísimo y nos sentamos en el paseo a disfrutarlo, viendo pasar a la gente y disfrutando del ambiente.
Llegamos a Monzón a las 10 y pico de la noche. Agotadas, cansadas... pero felices.

1 comentario:

Carol dijo...

Os cundió bien el dia y se nota que lo pasasteis genial.
¡¡Vaya compras más chulas!!
Besicos!!

Related Posts with Thumbnails